LOS PROGRAMAS DE ACCIÓN TUTORIAL

Documentos Generales: 
                     "Técnicas de Estudio"

   Título: " Claves de la eficacia "

CLAVES DE LA EFICACIA

Es conveniente que en este último esfuerzo por salvar el curso quede muy claro todo lo referente a las características que ha de tener un estudio realizado de manera sistemática y de acuerdo con los principios fundamentales del aprendizaje.

He escogido el método de estudio Robinson, que me parece sencillo y eficaz. Lo han utilizado las universidades americanas como valiosa ayuda para el estudio sistemático y eficaz y puede serte de gran utilidad.

El método se compone de cinco pasos fundamentales (E.P.L.R.R.): explorar, preguntar, leer, recordar y repasar.

En esta ficha estudiamos los cuatro primeros y dejaremos el quinto paso (repasar) para la siguiente ficha.

Explorar:

En este primer repaso lo que se pretende es que captes el sentido general de lo que vas a estudiar haciendo un examen previo de la sección o capitulo.

Preguntar:

Las preguntas convierten al estudiante en un lector activo y estimulado por el aprendizaje.

Como dice A. Tort, «las preguntas son el síntoma claro de que el espíritu está despierto, en marcha, dispuesto ya para sumergirse en la lectura».

No es aconsejable que inicies la lectura de un texto si no «bullen» ya en tu cerebro bastantes preguntas a las que debes dar respuesta.

Las preguntas las obtendrás fácilmente después de la exploración inicial del tema objeto de estudio, y también de tus mismos compañeros, del profesor y del propio libro de texto cuya lista de preguntas debes saber aprovechar.

Leer:

Te sugiero que sigas aplicando los tres tipos que ya conoces: prelectura, completa y critica.

Con ella conseguirás interpretar el sentido del texto y la intencionalidad del autor, emitirás tu propia opinión sobre sus afirmaciones y diferenciarás perfectamente lo que tiene pleno y verdadero sentido de lo que carece de interés o resulta absurdo.

La gran ventaja de recitar lo leído en forma de síntesis mental está en un rápido incremento de la capacidad de memorizar y concentrarte, en el notable ahorro del tiempo y en la facilidad que encontrarás para remediar los fallos de comprensión.

CLAVES A TENER EN CUENTA

Alterna el análisis con la síntesis, la visión general del todo con la especifica de cada una de las partes. La idea general ha de ser siempre la constante a la que has de referir los estudios más específicos y concretos de las partes.

Combina la lectura rápida que te proporciona una visión de conjuntó con la más reposada, detenida y completa, que permite llegar hasta las detalles.

Formúlate preguntas antes, durante y después de la lectura.

Relaciona y engarza, ayudándote del subrayado de los esquemas y de los resúmenes, los puntos básicos de las distintas materias estudiadas, con los conocimientos anteriores, en los que se apoyan.

Activa tu cerebro. Trata de encontrar aplicación práctica a lo que estudias. Intenta ver en la vida diaria cómo se viven en la realidad esos conocimientos teóricos que acabas de asimilar.

Vuelve a formularte preguntas comprometidas sobre lo estudiado, y cerciórate de haber dominado el sentido de cada una de las ideas básicas que conforman cada capitulo.

Te vendrá muy bien:

Si tienes en cuenta estas sugerencias triunfarás en los exámenes